SOBRE LA INDUSTRIA DE LOS “LIKES” Y NADA MÁS


LIKE.jpg

Atrás quedaron los días en que el escritor podía quedarse en casa escribiendo en silencio, recibiendo cheques de la editorial, luego soltando el libro, asistiendo a un par de eventos promocionales, dando algunas entrevistas, regresando a su propia oficina para que el ciclo comenzara nuevamente. .

Vivimos hoy en la era de la participación, el compartir, los gustos y los disgustos. Edad de los me gusta : los botones omnipresentes (corazón rojo, como signo, estrella, etc., etc.) que a veces se convierten en símbolos sobrevalorados. Los comparo con la tecnología nuclear, que puede manejar grandes cantidades de energía (estímulos positivos), pero también construye bombas devastadoras.

Recientemente, un blogger me ha enviado el siguiente mensaje: Me doy cuenta de que usted no da gustos en mis mensajes, así que voy a dejar de dar gustos en sus textos . Tan corto y grueso.

¿Lo que está sucediendo aquí?

Entiendo que muchos lectores usan esta herramienta (en ausencia de un término mejor) para mostrarle al autor que leyeron, que realmente apreciaron lo que estaba escrito. El vals, sin embargo, suele ser un poco más fúnebre.

Comencé a notar que algunos usuarios de Rumania y Turquía estaban presionando constantemente el botón Me gusta en mis publicaciones. La parte vana de mi cerebro dijo: ¡Qué barato! Rumanos y turcos leyendo mis sueños. Mientras que la parte racional me llevó sin piedad: ¿por qué las cargas rumanas y turcas leerían las cosas que escribes, ciudadano?

Luego iría a su sitio web, no entendería nada, y obviamente no me gustaría en absoluto. Con el tiempo, los gustos de mis publicaciones también se desvanecieron. ¡Ay !, los rumanos, los turcos, los griegos y los pakistaníes perdieron repentinamente interés en mi literatura trópica experimental.

Repito: ¿qué está pasando aquí?

¿Buscamos lectores o recompensas? (Me pregunto si la respuesta explicaría fenómenos recientes como el juego de caza de Pokemon.) Tal y tal puede tener en la parte inferior del blog una gran cantidad de Me gusta , gente de todo el planeta, gente que solo está dando Me gusta para recibir Me gusta de vuelve No quieren leer, a menudo no tienen idea de qué se trata, solo quieren el intercambio, los premios, los diplomas en la pared electrónica. “Mira, mamá, a cuántas personas les gustó mi receta de mousse de maracuyá que publiqué en sánscrito”.

El egotismo aparte y en términos evolutivos, mis rutinas literarias pueden acercarse a las formas de los escritores del pasado reciente: no Montaigne, es DeLillo; ni Platón es Wittgenstein. Al mismo tiempo, trato de estudiar lo que significa ser humano hoy, en el siglo XXI, el 11 de noviembre de 2019, así que trato de mantener este ciber rincón abastecido.

Es una válvula, no un juego comercial. Una búsqueda, muy probablemente una búsqueda eterna.

El desafío sería sobrevivir bytes y mordiscos sin ser derribado por cazadores de recompensas. Porque, como diría David Foster Wallace, los escritores de ficción tienden a ser ávidos mirones, tienden a mirar y mirar, son observadores naturales, espectadores, son personas que van en el metro y tienen algo un tanto siniestro en su mirada despreocupada. . Sin embargo, continúa el Sr. Wallace, los escritores de ficción tienden a ser extremadamente tímidos. Así como pasan una gran cantidad de tiempo productivo analizando la impresión que otras personas les causan, también dedican una gran cantidad de tiempo productivo preguntándose nerviosamente sobre la impresión que causan en otras personas.

La consecuencia, concluye el Sr. Wallace, es que a la mayoría de los escritores de ficción generalmente no les gusta llamar la atención de otras personas. Mucho menos sentir el objeto de otras personas. Pero aparentemente esto es exactamente lo que los medios modernos nos están haciendo: simples replicantes desechables que exprimen los me gusta con la falsa promesa de que significa participar.

–  Publicado en el blog de PR Cunha.

 

A DESACTIVAR


A DESACTIVAR

La multiplicidad de blogs no significa tener muchos más lectores.

La lección se repitió con cada blog que sumé al original y la creencia (que sigo sosteniendo) acerca de que la política y el acontecer nacionales no interesan mucho fuera del país y que los lectores en el Perú son un número reducidísimo o totalmente nulo, hicieron que desistiera de seguir con “eltigredepapel”, dedicado a ese tema y que, salvo el original y antiguo “manologo”, mis otras aventuras blogueras (“jacuzzi martínez”, “de la máquina de escribir de manolo echegaray” y “franco d´terioro”) han, evidentemente, naufragado.

 

No es fácil reconocer que uno se equivoca, pero creo que llegó el momento definitivo para mí y salvo “manologo” (este blog), estoy desactivando los otros; es decir, desapareciéndolos aunque conserve el archivo de las entradas que hice en cada uno.

 

Es mejor concentrarse que dispersar y aprender, porque como he dicho siempre, que el problema no está en errar, sino en no sacar de los errores consecuencias positivas. Por lo tanto aquí queda “manologo” para los que lo leen casi siempre (que es por cierto un número distinto y menor al de los seguidores).

 

Pido disculpas al poco público lector de los otros  3 blogs, pero como por lo general son lectores de “manologo”, agradezco su paciencia.

 

Nada más y que tengan un buen fin de semana.

Manolo.

 

Imagen: http://www.pinterest.es

De las cosas cotidianas 34… ¡¡¡sin wifi!!!! 😂😱🥶


a través de De las cosas cotidianas 34… ¡¡¡sin wifi!!!! 😂😱🥶

LO REBLOGUEO PORQUE ESTE ES UN EJEMPLO TERRIBLE DE ATENTADO INTERMITENTE CONTRA LA LIBERTAD…

Manologo.

EL ARTE DE NO PERDER BOTONES EN UN VIAJE AÉREO


lindo-aviones-comicos-avion-de-vuelo-volando-rapido-en-el-cielo_3446-672

Cualquiera que se haya predispuesto a abandonar su propio microcosmos regional para un viaje en algún lugar entiende que Mark Twain tenía razón cuando dijo que “viajar es fatal para los prejuicios, la intolerancia y la estrechez mental”. Pero para no caer en abismos románticos, puede ser interesante contextualizar ciertas citas dislocantes. Twain, por ejemplo, había escrito sobre viajar en el siglo XIX; en un momento en que uno podría considerar ingresar a una cápsula de acero presurizada con alas que vuela hacia el cielo, uno seguramente estaría enjaulado en el asilo.

En el libro El arte de viajar, el filósofo Alain de Botton está molesto por una agencia de viajes que no incluyó en el folleto publicitario todas las cosas terribles que había en un ” complejo paradisíaco con vista al Océano Atlántico”. Las fotografías son asombrosas, los informes impecables; Vendes un producto, o más bien una ilusión de que nada, absolutamente nada, puede salir mal. El público que lee el folleto, cansado de la rutina que se repite día tras día, está encantado por el artificio de la imagen de un solitario árbol de coco que sombrea la superficie de la arena blanca como la nube. Te apresuras a hacer reservas, tu corazón se llena de expectativas. Hasta que sea hora de pisar realmente el resortparaíso, y al darse cuenta de que la playa una vez vacía ahora está repleta de turistas con rayos UVB amarillos, la palma de coco del folleto se cortó para dejar espacio para una tienda de United Colors of Benetton, los asistentes de la cafetería ni siquiera se molestan en regalar. el protocolario buenos días .

Viajar como una forma de reunirse, sí, pero también de sentir un producto, una mercancía, un objeto desechable. La dicotomía: sueño y consumo. Consumir y ser consumido. Escribí esto en las incómodas sillas del Aeropuerto Internacional de Santiago (Comodoro Arturo Merino Benítez), cuyo patio con una buena cantidad de aviones fue la única prueba convincente de que no se trataba de una estación de autobuses.

Los años 1950-1960 todavía se consideran los años dorados de los viajes aéreos. Camarotes lujosos, sillas anchas como camas de hotel, espumosos, comidas preparadas por chefs de renombre, cubiertos de metal. Pero no debe olvidarse (nuevamente la cuestión del contexto) que estos superfluos eran la única forma de atraer pasajeros. Además de ser menos seguros que los modelos actuales, los aviones de la época tenían un rango de vuelo deficiente, hacían un ruido ensordecedor y los boletos podían costar el precio de un automóvil.

Sin embargo, es un poco decepcionante notar que la historia de la aviación había tenido un comienzo tan atractivo en la comodidad solo para perderse ante las demandas de un mercado saturado de pasajeros apresurados. 

Claramente, no se puede descartar la conveniencia de un avión. Pero sería razonable pensar en soluciones menos animalistas. Resulta que si el viajero no tiene los recursos necesarios para un boleto de ‘clase’, tendrá que meterse en la caja de sardinas con otros trescientos pasajeros irascibles.

El trato inhumano , por cierto, comienza mucho antes de que la azafata robótica solicite que se abrochen los cinturones de seguridad . El discurso contemporáneo de la globalización solo parece válido incluso cuando el comercio involucra productos relevantes. Ir a un país que no tiene acuerdos diplomáticos con nuestra propia nación es una epopeya burocrática que dejaría a Homero sin palabras. De hecho, incluso si son gobiernos con buenas relaciones, el proceso de desplazamiento es tan doloroso que los viajes pierden gran parte de su prometedora inocencia inicial.

La larga espera para el check-in , las máquinas que no siempre funcionan correctamente, el equipaje, pagar un cargo adicional por el equipaje, verificar que el equipaje de mano cumpla con los estándares del Papa, pasar por la máquina de rayos X, ser revisado. buscado como si el pasajero fuera el jefe de la mafia rusa, o uno de los secuaces retirados de Saddam Hussein, señor, no está permitido llevar agua (?!) dentro del avión, quítese los zapatos para ver si no hay dinamita nuclear oculta, Los baños del aeropuerto están sucios, hay restaurantes cerca de la mayoría de las áreas de embarque, colas, colas en todas partes, y todos enojados, tarde, personas al borde de una crisis nerviosa, etc.

Sin caer en las trampas románticas antes mencionadas, lo cambiaría todo por un buen viaje en tren, incluso si esa elección significa lentitud. Debido a que la velocidad de los viajes aéreos se esconde detrás de un itinerario que lleva mucho más tiempo que las “horas de vuelo” puede sugerir: revisar los artículos de equipaje, llegar al aeropuerto con mucha anticipación, esperar la llamada a bordo colas (más colas), que trata con retrasos, sobreventa , conexiones, aduanas y no solo.

Aterriza en el destino como si hubiera salido de las trincheras de una batalla invencible, con la frase de Ralph Waldo Emerson a la cabeza: ese viaje es realmente el paraíso de un loco.

– PR Cunha.

Reblogueado de: http://prcunhaescritor.site

Traducido del portugués por el traductor de Google.

Imagen: http://www.freepik.es (no está en el artículo original,  es usada específicamente para este reblogueo).

OTRO MÁS Y SUPONGO QUE NO MÁS


Finger pushing enter button on black computer keyboard; Macro photo

Dicen que siempre es bueno empezar y yo, llevándome de lo que dicen, empiezo un nuevo blog; se suma a “manologo”, a “eltigredepapel”, “jacuzzi martínez” y “de la máquina de escribir de manolo echegaray”.

 

Probablemente pensarán que para qué tantos blogs si con uno basta, pero lo que sucede es que estoy volviendo a mis orígenes blogueros en los que pensé que ra bueno tener un blog diferente por tema para así no aburrir a gente con lo que no le interesa; resultó mucho, porque entre los blogs que debía “alimentar”, mi trabajo en publicidad, el de comunicación política, la enseñanza de técnicas de razonamiento creativo, comunicación intercultural y comunicación política en universidades e institutos superiores, apenas si me quedaba tiempo para ir de un lado a otro, comer, ir al baño y dormir (leer nunca lo dejé, por si acaso)…

 

De seis blogs, me quedé con “manologo” (el más antiguo y verdaderamente constante); pero como uno resulta terco y reincide, fui abriendo nuevamente otros frentes que son los que ahora, gracias a WordPress (no es publicidad ni “pasada de franela” por si acaso) tengo, aunque sea “manologo” el que más lecturas parece tener (2,360  personas seguidoras y 464,323 “clicks”) porque los otros, tal vez por nuevos o menos interesantes, tienen cifras de lectura y “miraditas” muy reducidas…

Ahora, como solamente escribo, porque ya no enseño ni trabajo en publicidad ni en comunicación política y he ido alejándome de las redes sociales porque lo que les dedicaba era mucho y no tenía sentido, tengo tiempo; entonces, un pequeño “accidente” hoy me animó (diría “impulsó”) a iniciar esta aventura que por el momento es la última en la selva bloguera.

 

Como ya creo que estoy en la etapa de la vida en que uno se olvida frecuentemente de las cosas (las banales y muchas importantes) de pronto se me ocurrió escribir lo que tratará de ser este blog que lleva por título “FRANCO D’TERIORO”; el nombre por supuesto no es invención mía sino que lo he escuchado muchas veces jocosamente, como el de un personaje italiano olvidadizo.

 

Ahora bien, no sé por qué italiano, si D´Artagnan era un personaje francés y Eugenio D´ors fue un poeta español, pero lo dejo con la nacionalidad que el que lo lee quiera y santas pascuas.

 

Bueno, entonces esta primera entrada del nuevo blog va a ir en “manologo” (por difusión inicial) y los que quieran, apenas sea autónomo, pueden seguir a Franco. No prometo frecuencia diaria pero sí una periodicidad decente y que no aparezca un post –como dicen- “a la muerte de un obispo”…

 

En fin, ojalá les guste y no se quede en el “rincón de las ánimas”, como llamaba al “corner” don Humberto Martínez Morosini, un magnífico locutor peruano, famoso por los nombres que al narrar fútbol, inventaba.

 

El blog es: http://francodterioro.home.blog/

 

Imagen: http://www.stockphoto.com

PHDOCRACIA


REPRODUZCO ESTA MAGNÍFICA ENTRADA DE “LA LÍNEA DE FUEGO” PORQUE CREO QUE EL FENÓMENO ES UN MAL QUE ATACA A TODA NUESTRA SOCIEDAD, MÁS INTERESADA EN “CARTONES” QUE EN SABERES Y HACERES.
MANOLO.

PHDOCRACIA. Por Atawallpa Oviedo Freire*

Foto referencial de Pixabay
El correísmo introdujo en el Ecuador la meritocracia que en realidad es la titulocracia, lo que quiere decir que mientras más títulos tiene alguien es mucho mejor. Nos pasamos de un extremo al otro. La meritocracia no es titulocracia. La meritocracia está más allá de la titulocracia.

La experiencia dice que quién tiene muchos títulos no necesariamente está mejor preparado que otro que no tenga. En la historia hay muchos que han sobresalido sin título o que abandonaron en algún momento la academia.

Creer en la titulocracia es creer que el conocimiento está en los libros o en la academia, cuando la mayoría de los sabios en la historia humana no han salido precisamente de la academia. Está claro, que una cosa es la información o el conocimiento y otra la sabiduría. Y lo que este mundo necesita es precisamente sabios para hacer otro mundo posible. Y eso no forma la academia y muchos menos la academia actual.

Antes, en la época de los egipcios, griegos, incas, aztecas y las grandes culturas milenarias sí los había, quienes hacían educación de otra manera. Siendo esa la clave, el tipo de personas que forma la academia actual en todo el mundo, y lo que antes y hoy, forman los centros de autoconocimiento y de transformación personal y social.

Es por ello, que existimos padres en todo el mundo que manejamos el concepto de desescolarización, porque no queremos más hijos bibliotecas sino seres humanos creativos, críticos, integrales.

Hemos roto con la escuela convencional y abogamos por otro tipo de educación que forme seres humanos holísticos preparados para la vida. No nos interesa los títulos, a los que el capitalismo les da la importancia para medir a las personas. Nosotros valoramos totalmente diferente y se llama conciencia. Siendo eso lo que hace la diferencia entre unos y otros seres humanos y no los títulos, peor los que otorga la academia actual.

Este concepto tiene relación también con la descolonización, que implica cuestionar y replantear las bases ontológicas y epistemológicas de la escolarización, del adoctrinamiento, de la domesticación al ser humano y que se resume en el concepto de civilización, como la ruptura con la naturaleza no-humana y la decadencia de la especie humana a partir de la situación extrema que ha generado el cambio climático. ¿Es o no responsabilidad también de la academia el cambio climático? ¿En dónde y en qué se han formado los que dirigen el mundo y que nos han conducido a esta situación en la que está en peligro la sobrevivencia de la especie humana?

Entonces, el problema no está en los títulos, sino en el tipo de conocimiento que maneja un individuo y muchos conocimientos o saberes no están en la academia oficial. Lo que quiere decir que hay PhDs expertos en la civilización de la muerte. ¿Quién les ha formado? El sistema, la sociedad, su academia o es que alguien piensa que la academia no responde al sistema.

El sistema tiene su academia, donde prepara a quienes le van a servir al sistema, no prepara a personas que atenten contra este sistema, eso se aprende en los centros alternativos, alterativos y espirituales. Ahí se aprende otro tipo de producción agroecológica, de tecnologías sustentables, de economía mutual, de medicina natural, etc. Y eso justamente no esta escolarizado ni titularizado, afortunadamente, o muy poco, si no sería tomado por el sistema y lo desnaturalizaría, o simplemente lo absorbería como otro elemento para que le ayude a sostener su sistema civilizatorio verde. Entonces, lo que debería primar en la academia si quiere aplicar la meritocracia, no es la cantidad de títulos sino de aportes investigativos que ha hecho una persona. Ahí sabemos con quién estamos y qué es lo que puede hacer esa persona.

De otra parte, en la elección de nuevas autoridades que ha emprendido el CPPCS-T se ha observado también como la titulocracia se ha tomado el poder, solo una élite de personas ahora tiene acceso a instancias de poder, lo que quiere decir que el pueblo común no tiene acceso, con poquísimas excepciones. Por qué un Defensor del Pueblo tiene que ser titularizado y por qué necesariamente abogado, cuando el asunto es político y para esos existen los expertos en distintas temáticas.

Se ha reclamado que en la asamblea había gente sin títulos. Acaso los titulados son una diferencia. Algunos asambleístas tienen títulos académicos, pero ahora también tienen títulos de corruptos, de inmorales, de odiadores. El título por el título no asegura nada. Lo que quiere que el problema no es académico sino político, de las posturas políticas de los titulados y no titulados.

PhDs que sirven al poder estatuido y no a su pueblo, que no hacen procesos de transformación sino de consolidación de este mismo sistema. Ahí está la posibilidad de un mundo donde quepan otros mundos, o simplemente un mundo de élites a todo nivel, y la mayoría de PhDs están por un sistema elitista, vertical, domesticado.

El correísmo en muchos asuntos nos llevó tan solo al otro extremo, por lo que no estamos diciendo que hay que regresar a lo de antes, que también es cuestionable, sino de buscar un punto de equilibrio. Y el cual tiene que ser dentro de otro sistema, sino solo habrán nuevas formas de civilización de derecha o de izquierda como lo que hemos vivido y que reproducirán lo mismo pero de otra forma, es decir, más gatopardismo.

El pensamiento crítico para que sea tal tiene que venir desde otro paradigma al que se cuestiona y lo que hemos visto en la intelectualidad y la academia mundial es simplemente otros puntos de vista dentro del mismo paradigma.

Millones de libros, cursos, teorías, pero que solo se dan la vuelta dentro del mismo paradigma. No se interesan a otros paradigmas, cuando ellos están ahí, pues no se trata de dejar que el ego comience a inventarse o seguir experimentando nuevas locuras, tenemos la experiencia acumulada de las culturas de la humanidad y esas son las guías para profundizar. Y esas no se enseñan en la academia, a excepción de la griega que es la que se ha impuesto. Hay que estudiar la filosofía egipcia, azteca, maya, maya, tibetana, hindú, sufi, etc, para hacer pensamiento crítico y crear otro mundo.

CUANDO TODO PENDE UN HILO Y NADA DEPENDE DE LA VERDAD


together-2450078__340

 

El mundo sigue mirando a Venezuela como si mirase un atlas mundial como una partida de RISK. Las bajas humanas se asumen como el pago a los bancos por mantener una cuenta abierta, pero como dicen ellos por defecto, yo no doy crédito.

Pero cuando Pepe Mújica se ofrece como mediador en el conflicto de Venezuela y propone una elecciones totales en las que no se presenten ni Nicolás Maduro ni Juan Guaidó da que pensar;  (Mújica siempre simplifica y ejemplifica), que en muchas ocasiones los problemas son los nombres no las políticos y una vez más piensa en el pueblo.

Cuando los dos bandos cada vez están más separados (ellos creen que eso les hace fuertes), los extremos están respaldados cada vez por más banderas sin himnos, cuando los medios de comunicación y los políticos, sobre todo los que ya no tienen peso real, alimentan el odio. Todos parecen, pese a las reuniones diplomáticas e hipócritas de países rechazando el inminente conflicto bélico, todo apunta a que algo huele a podrido en Venezuela y no es el petróleo.

Cuando la verdad no es una moneda de cambio, y cuando el pueblo, no tiene aún ni voz libre, ni voto no manipulado, la objetividad es un artículo de lujo. La partida de ajedrez no se juega en Venezuela, una vez más se repite la versión del siglo XXI de USA contra Rusia. Todo lo demás son cortinas de humo alimentadas con bosques de otros países.

 

REBLOGUEADO: