EL COLOR QUE CAYÓ EN EL SUELO


Era un color que había caído no sabía de dónde, pero recordaba que antes de caer otros colores lo acompañaban y estaban todos como en fila y debajo veían los paisajes, las ciudades, la gente que caminaba de un lado para otro y se detenía señalando hacia arriba, hacia ellos, los colores.

El color era el verde y le dolía todo por el porrazo, pero el rojo se dio cuenta y avisó diciendo: “Se nos ha caído la esperanza” y de inmediato, junto con los demás formó una escalera colorida y rescataron al verde, que maltrecho y cojeando regresó a su lugar y volvió el arcoiris a brillar en el cielo como un puente mágico, porque sin la esperanza nada se puede.