COSAS DE MAR


Después de la clase de religión se quedó con la duda sobre si Galilea era una señora dueña del mar y en la de geografía se enteró que el mar era rojo. En su casa iba a preguntar pero prefirió no hacerlo porque su mamá Contó que su amiga estaba hecha un mar de lágrimas y a él se le enredaron las cosas…

Peor le hubiera ido si se hubiese enterado que el mar rambien es amarillo o de China que lo reclama suyo o que es negro y don Aral y unos señores que se llaman Sargazos, un señor Cortés y unas señoritas que se apellidan Antillas que reclaman al mar como suyo y para remate, en el evangelio, un tal Tiberiades dice que de él, aunque exagera porque lo suyo es un lago.

Es un mar de dudas lo que hay, porque el mar a veces es la mar y en los libros de historia se habla de la mar océana…. ¿?

manologo