¿ATEO?


ATEO

Era uno e indivisible, se lo pintaban anciano, con barba, tenía un hijo y estaba también lo del espíritu, que era santo.

 

No entendía cómo podía ser eso de tres-en-uno pero le habían dicho y repetido desde que era un niño que así era y que solamente tenía que creer.

 

No creía aquello que no entendía y se sentía raro al pasar delante de una iglesia.

 

Imagen: perlitasdesabiduria.blogspot.com

Anuncios