ARENAS MOVEDIZAS.


arenas-movedizas

Le habían dicho que tuviera cuidado, que no fuera por allí solo porque resultaba peligroso.

 

No hizo caso o tal vez olvidó la advertencia porque estaba en la edad en que hay que probarlo todo. Desapareció una tarde y nunca más se supo de él.

 

Cuando se hundía en las arenas movedizas supo que sus gritos no los oía nadie y pensó que su madre quedaba sola.

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s