DESMADRE


celulares_660

 El refrán dice que “A río revuelto, ganancia de pescadores” y en este río tumultuoso y crecido que conforma la existencia de cientos de miles de números de teléfono celular en el país, lo que corresponde a cientos de miles de líneas telefónicas y que en miles de casos nadie sabe a ciencia cierta a quién pertenecen o los que las usan se esconden bajo nombres supuestos en abierta suplantación de auténticos ciudadanos que se enteran cuando el Poder Judicial les notifica de ser objeto de acusaciones por extorsión u otros delitos, que parten de la identificación y uso de números de teléfono celular que nunca tuvieron, los delincuentes medran.

Se ha llegado al caso en que, según noticias, “desde el 2013 ya había 44 personas que tenían entre 2,000 y 4,000 líneas móviles”. Fijémonos bien que dice personas y no empresas, las que podrían dotar a sus empleados de teléfonos celulares (aunque no conozco ninguna empresa que entregue a sus empleados, con cargo mensual a la empresa, cientos de aparatos, ya no miles).

¿Qué es lo que pasa? Que a las empresas de telefonía celular lo que les importa es vender, no interesándoles a quien. Total, ellos venden a quien sea, hacen negocio y los demás… ¡que arreen!

Como suele pasar, a la hora nona y ante las evidencias desastrosas, el Gobierno dispone regular la tenencia de estas líneas y los argumentos en contra es que sería muy difícil porque no hay recursos suficientes para efectuar un “apagón” regulador. Sucede lo de siempre: la voracidad de unos pocos y la indolencia de uno, ponen en real peligro a millones de personas. Porque no es otra cosa que un peligro latente, la existencia de líneas celulares en manos de la delincuencia que sirven casi impunemente para el crimen.

No otra cosa es esto del descubrimiento (fortuito, yo diría) de ciudadanos que se descubren poseedores de 4,000 líneas telefónicas celulares, porque por allí los denuncian por extorsión en algún lugar del país donde ellos nunca estuvieron.

Dicen que la lucha contra la delincuencia y el crimen es frontal; sin embargo esta es una prueba palpable de que más de uno se hace el loco sobre este asunto.

¿Ociosidad, lenidad o complicidad? ¡Qué curioso, riman!

Anuncios

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

18 comentarios sobre “DESMADRE”

  1. La tecnología de comunicación pasa primero por ser probada en los ejércitos, y me refiero a tecnología cibernético, electrónica y códigos, programas… Eso ya es saber de antemano si es funcional para fines bélicos. Por eso sería mejor que nos dejaran solo con la telepatía. 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s