ESPEJITOS


ESPEJOS DE MANO

Brillan los espejitos, se ofrecen vistosos abalorios y suenan las matracas. Se empezó a ofrecer como antes, con más fuerza porque el botín está cerca y tienta mucho.
La carrera electoral ha empezado con algunos que adelantan, a ver si figuran en alguna encuesta. Como de costumbre, el oro y el moro se prometen, y se quiere deslumbrar con reflejos, aturdir con cifras y afianzar con lo que sea, sin importar el costo, los votos necesarios.
Hemos vuelto al tiempo en que se conquistaba haciendo que lo feble pareciera valioso; que lo barato y deleznable luciera apetecible.
No son otra cosa las promesas que empezamos a oír y las que más adelante nos ensordecerán. Los elefantes blancos saldrán con sus gualdrapas de brocado sintético, orladas por pedazos de vidrio reluciente. Destellarán sonrisas entre los acomodos: “¡Necesitamos gobernabilidad!” y veremos ir juntos al gato, al perro, también al pericote, como si un san Martín de Porras los uniera. Veremos lo no visto y lo mil veces visto.
Lo que pasa es que no hemos aprendido las lecciones que han dejado la chatarra brillante que se oxida y el vómito verbal; nos vamos a dejar aturdir y cegar, para después quejarnos, sin recordar que siempre más vale prevenir que lamentar.

Anuncios

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s