ALEGRÍA


GARFIELD ALEGRE.

Anteanoche recibí una llamada telefónica que me llenó de alegría. Era una antigua amiga (si pongo “vieja amiga” me corro el riesgo que me diga “vieja será tu ropa interior”) con la que hablo de cuando en vez, con quien no nos vemos hace bastantes años, pero mantenemos contacto (esporádico también) por Facebook.

Llamó para decirme que a ella y a su esposo les gustaba lo que escribía y publicaba en el blog y en “Código Comunicaciones”. Me pasó a su esposo de inmediato, quien hizo que me ruborizara a punta de comentarios que a mí me sonaron a música. No supe decir mucho, porque por lo general escribo mejor que lo que hablo (escribiendo me doy tiempo para pensar y corregir, lo que es casi imposible en una conversación. Conversar es un arte) y hablamos, ella, él y yo de otras cosas. Al colgar me quedó una energía extraña y traté de seguir escribiendo, pero cerré la computadora y me puse a pensar en lo bien que me sentía y en la maravilla que me había sucedido. No todos los días te llama alguien que te ha leído para decirte eso, que te lee y que le parece bueno lo que escribes: es muy hermoso y estoy no solo agradecido, sino feliz.

Escribo lo que pienso y muchas veces la forma no hace justicia al fondo: no expreso bien lo que quiero decir. Pero trato. Y ese tratar me da alegrías como la de anteanoche.

¡Gracias Mariel y Carlos por leer y ser amigos!

 

Anuncios

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

8 comentarios en “ALEGRÍA”

    1. s que los milagros existen: mira, tengo tres infartos al cerebro, cuatro al corazón. Quedé completamente ciego por casi tres meses (ahora veo mal, con visión tubular y un poco desenfocado, pero VEO) y el último ictus me paralizó tres meses la parte lateral derecha del cuerpo y me quitó el habla; ahora casmino y me muevo y hago todo (un poquito más lento pero digamos que estoy a un 80%. Mis companeros de colegio (de hace 50 años) y mis ex alumnos de universidades e institutos profesionales y colegas, me visitan. Recibo llamadas como la que motivó el post, escribo para el blog y para dos páginas web… ¡Y estoy vivo! : Nada mal dadas las circunstancias y mis 67 años. 🙂 🙂

  1. .Estás aquí, donde tienes mucho para compartir, para enseñar, para dar.
    Yo te felicito desde mi pequeña ciudad, y te doy las gracias por tu espléndido sitio.
    Un abrazo y hasta pronto.

    1. ¡Gracias a ti, Stella. Disfruto muchísimo leyéndote y lo poco que tengo es para darlo. Al final, uno se va como vino y lo que no se dio o compartió desaparece.
      ¡Gracias de verdad! 🙂 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s