AMARCORD


 

Amarcord_rex

Me acuerdo”, la maravillosa película de ése título de Federico Fellini, se pasea por una infancia llena de anécdotas y personajes, con ese aire de sueño que nos hace conectar inmediatamente con nuestra propia experiencia.

La he visto muchas veces y siempre encontré algo nuevo y después mi buceo en los pasados propios era más rico y volvía con uno o más hallazgos, que eran verdaderos trofeos.

Hoy, como siempre, me siento y hago funcionar la máquina de la mente y AMARCORD me trae a la “Gradisca”, al Gran Hotel, a la tabaquería y al hombre que subido a un árbol gritaba, a la monja enana, al tío ocioso y vividor que usaba redecilla para cuidarse el pelo, a la espera y ver pasar al trasatlántico como una aparición luminosa, al vuelo mágico del diente de león en el aire… Todo me trae con potencia unos recuerdos que si bien son ajenos, hallan puntos comunes con los míos.

La época es otra y Barranco no es la Rímini de Fellini, sin embargo AMARCORD guardará para mí siempre el encanto de las cosas que se desvanecieron pero que siguen vivas y a la espera detrás de una puerta o de alguna ventana, o escondidas en algún recoveco de otro tiempo.

Anuncios

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s