EL TIEMPO VALE MÁS QUE EL DINERO.


 

Es una frase hecha que la publicidad ha tomado.

Un Banco se diferencia de tal manera de su competencia, mostrando historias de éxito (tema que otro Banco ha tomado como bandera) que están bien configuradas y con personajes creíbles.

Cada una de estas historias muestra el triunfo del tiempo sobre el dinero, pero en el caso del escalador creo que se necesita de este para adquirir el equipo necesario. Aquí me parece que se confunde constancia con tiempo, que no es lo mismo. Constancia es terquedad para obtener algo, bueno en este caso. Uno puede ser constante y conseguirlo que quiere. Puede pasar mucho tiempo y a pesar de la tozudez, no obtenerlo.

Tal vez a las historias en cuestión les falte un toque de “pie a tierra”

. No niego que sean ejemplos en conseguir metas, pero a veces siento forzado el tema con que concluyen. El “lqqd” no me llega a cuadrar.

No es fácil encontrar un diferencial del cual puedan colgarse varios temas y menos para un servicio como el bancario.

Es cierto que la vía usada y que seguramente se ampliará, es buena. “Si él/ella ha podido

¿por qué yo no?. Pero de allí resbalamos a un tema que o es cumplido en su variedad de situaciones, o puede volverse como un arma mortal. El tiempo parece ser peligroso también. ¿Es que el tiempo que demoran las operaciones del Banco, cuenta muy poco para este y debería también contar poco para el usuario? ¿Es que no hay “colas” frente a las ventanillas? El cliente de un banco, como usuario de un servicio, busca celeridad. Y si le decimos que el tiempo vale más que el dinero ¿no le estamos diciendo que su espera lo hace gastar aquello que es más valioso? Pienso que el asunto tiene dos lecturas y esto es peligroso en publicidad que por lo general busca una sola respuesta.

Todo esto porque en amigo mío, al que considero el mejor creativo publicitario de nuestro país que yo conozca, me dijo a raíz de un comentario que hice a un diario local. Me dijo que era muy “suave” en mis apreciaciones. Y eso me ha hecho pensar y revisar más lo que opino. Sobre el tema del título, sigo opinando que es una buena manera de diferenciarse, pero ¡cuidado! Las lecturas que pueden ser dobles no suelen ser las mejores.

En publicidad, digo.

Anuncios

Publicado por

manoloprofe

Comunicador y publicista desde 1969. Profesor universitario desde 1985. Analista y comunicador político desde 1990.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s